Profesionales de la 4.0 La Web Ubicua

Todos sabemos que la web 4.0 es una idea que se basa en un planteamiento lógico, derivado de la observación de las anteriores versiones y de los descubrimientos científicos y tecnológicos que vamos alcanzando. Esto mismo fue la 3.0 en su día. También sabemos que esta versión tiene muchas posibilidades de ser alumbrada en algunos de sus aspectos más fascinantes, por especialistas en inteligencia artificial, nanotecnología y neurociencia…
El caso es que si ahora teníamos la sensación de que los hitos de la 2.0 (o web social) provenían de garajes y residencias universitarias, y que los de la 3.0 (web semántica), van llegando desde empresas con grandes equipos multidisciplinares, en la 4.0  (o web ubicua), todo hace presagiar que esos hitos se forjarán también en laboratorios.

(A lo mejor en la 5.0 completamos el círculo y volvemos a lo militar, glups!).

Así que no me parece ninguna salvajada decir que la 4.0, entendiendo que se encuentra en sus estadios primigenios y por lo tanto, bastante teóricos, es una idea que me parece totalmente posible e insisto, dentro el contexto que aporta el nivel de desarrollo en el que se encuentran la ciencia, la tecnología y las versiones predecesoras.

Por muy difusa que parezca todavía, ya plantea cambios coherentes en aspectos tan relevantes como la medicina, el comercio o la educación, aunque tampoco me hagáis mucho caso porque cada vez que surge una novedad relacionada con el tema, sobre todo a nivel tecnológico, tengo que pedir ayuda para entenderla y no estoy nada de acuerdo con los tiempos/fechas, que se barajan para su “implantación” y menos con la crisis de por medio. ¿30 años? Definamos “implantación”. La verdad es que la gente de a pie, tardaremos muchísimo más en experimentar de pleno, las novedades  que nos llegue a aportar la 4.0.

La última vez que entré en un quirófano, había una pantalla enorme colgada en la pared y en ella, vi mi historial médico. Me explicaron que el informe, la evaluación de la intervención, con las imágenes que se habían tomado a través de un segundo ordenador conectado a un microscopio, e incluso mi próxima cita para la revisión, podían ser gestionadas por diferentes departamentos antes de que yo saliera por la puerta. ESO era una red interna 2.0, eso era un hospital español y la acababan de instalar. Lo que quiero decir es que la 2.0, en unos países más que en otros, todavía tiene muchos cambios que proponernos y que afectarán a sus políticas y a nuestras acciones cotidianas, antes de darla por caducada. No olvidemos que cualquier versión de la web y todo lo que conlleva, necesita de un tiempo de propagación.

A la 4.0 se la llama “web ubicua”, porque va encaminada a conectar de manera definitiva el plano real con el virtual. Y con “plano virtual” me refiero a toda la masa de información y conocimiento que contiene la web. A cualquier hora, en cualquier momento, desde cualquier tipo de dispositivo. Se pretende que nos aporte omnipresencia, ubicuidad…

De todos modos, es comprensible que hoy, viendo ese término en boca de según quien, nos alarmemos. Y es que ya sabemos que el primero que adopte el palabro de turno, ganará un montón de RT. Al final, parece que no importa lo que digan, importa cómo lo vistan.

Me refiero a los “profesionales” que viendo la de veces que Instagram se actualiza en sus smartphones, no entienden por qué desde los blogs, seguimos anclados en la definición 2.0 de web social y que pensando que la 3.0 es la web de las lavadoras que se conectan a twitter, es mejor pasar directamente al número siguiente, para mantener su tenderete y seguir vendiendo sus cosas.

Internet, es mucho más que la web.

La web, es mucho más que sus redes sociales.

Las redes sociales, son mucho más que facebook y twitter.

El Social Media, ha sido la parte más representativa de la 2.0 y la que más ha incidido en nuestras costumbres, pero el SM dirigido al comercio, no es la 2.0, es sólo una pequeña parte.

En las siguientes versiones de la web, posiblemente sí debamos replantearnos ciertos nuevos oficios como el de community manager. A priori, con la 3.0 implantada, ya van a tener que dar un paso importante en cuanto al conocimiento y manejo de herramientas capaces de recopilar grandes cantidades de datos. La estadística y la métrica avanzarán mucho. Las empresas van a querer respuestas más precisas, manejando más variables. Su entramado de herramientas para la comunicación interna-externa, se fundirá con las de gestión que ya estarán conectadas. Y eso sólo para empezar.

¿Y en la 4.0?

En la 4.0, parece que vamos encaminados (gracias a la web semántica, que nos empuja con sus nuevos algoritmos a generar contenido original, de valor y ordenado) a acceder a asistentes virtuales que serán capaces de interactuar con nosotros a niveles de conversación. Serán capaces de atendernos en el momento de efectuar compras e infinidad de gestiones a través de ordenadores que se supone deben alcanzar la capacidad de un cerebro humano en no muchos años, con auténticos niveles de “conversación”. Da la sensación de que el conocimiento fuera a dejar de “transmitirse”, (porque estará en la web) y en vez de eso “accederemos a él”, lo que supondrá un cambio brutal en los modelos educativos, donde los profesores pasarían a ser herramientas “facilitadoras” para ese acceso.

Con este panorama… ¿veis espacio para el community manager tal y como lo conocemos? Complicado, eh?

Bueno, pues eso. Que quizás, antes de hablar de CM que se saltan dos generaciones, deberíamos aprender un poquito más sobre el tema y sobre todo, dejar que la cosa cuaje. Por que lo cierto es que mi teléfono, aunque me hace caso cuando le digo “llama a casa” o consigue que no me pierda cuando voy del punto A al punto B, todavía está lejos de parecerse a mi ordenador y a mis clientes no les mola mucho lo de las vídeo-conferencias, así que no sabría como plantearles que me estoy volviendo “ubicua”.

La 4.0 ofrece tantas posibilidades, que ahora mismo su extensión y la forma en que nos afectará en nuestros trabajos, es INIMAGINABLE.

 

CM 4.0

Photo: Warmnfuzzy

Llévatelo

  • Twitter
  • Facebook
  • Google Plus
  • Pinterest
  • Tumblr
  • LinkedIn
  • Delicious
  • StumbleUpon
  • Netvibes
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

2 thoughts on “Profesionales de la 4.0 La Web Ubicua

  1. En realidad… no tengo tan claro que vaya a ser algo tan lineal o escalonado como para decir que de la semántica se pasará a la ubicua. (De hecho, en todo caso, creo que es casi más fácil que ocurra al revés… no lo sé, eh? hablo por intuiciones). Seguramente irán sucediéndose los avances en ambas direcciones y que, probablemente, los avances en una allanen el camino en la otra y viceversa.

    En cualquier caso, como creo que lo comentamos ya alguna vez:
    “Mas recordad, por favor, que esta es solo una obra de ficción.
    La verdad, como siempre, sera mucho mas extraordinaria.”
    (Arthur C. Clarke) ;)

    • ¿Recuerdas que el otro día me aclarabais un descubrimiento que habían realizado desde un instituto europeo de bioinformática? Bueno, pues si nos remitimos a ese ejemplo, está claro que estamos dando pasos en cuanto a la contención o almacenamiento de la información. (La creación de ese “cerebro único” que dicen los gurús. Si utilizamos biocontenedores como el ADN o bacterias, debemos asumir que nuestras herramientas de acceso a esa información cambiarán (No necesitaremos máquinas que lean códigos, necesitaremos máquinas que lean ADN. ¿Qué pasará entonces con los progresos que se han conseguido en cuanto a semántica sobre modelos tecnológicos existentes?.

      Pero si tenemos en cuenta la propagación tecnológica, esta que nos dice que tenemos motores de agua pero no, y que debemos pasar de las pantallas con teclado a las pantallas táctiles y luego a pantallas táctiles con teclado, la 4.0 podría ser inventada hoy mismo, que no nos la dejarán catar si no es de forma escalonada y obteniendo el mayor beneficio industrial.

      Así que… no tengo ni puñetera idea jajajaja

Responder a luis Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>